Mi Sol




Salió corriendo de la nada. No podía esperar. Cerró de un golpe la puerta de calle y echó a correr. Sin parar. No sabía qué decir, ni como decirlo. No sabía como mirarlo a los ojos, ni como moverse, ni donde poner las manos. Necesitaba hiperventilarse.. o algo así...
El sol brillaba más fuerte de lo normal. Molestándola. Se acercó una mano a la frente para tapar la luz encandilante. Frenó por un momento. Trató de distinguir si ya se había calmado... pero su corazón, lógicamente, latía aún más fuerte. Se enojó durante unos 3 minutos con el tiempo, con el mundo, con el universo. No podía ser tan dificil. ¿Porqué tan dificil? Las cosas en casi todos los aspectos de la naturaleza pasan solas... El mar va y viene por inercia, y no por decisión propia. Por qué ella tenía que reflexionar tanto antes de dar el primer paso? Por que él no podía enterarse solo, así como "naturalmente"?
Volvió a prepararse para correr. Todavía no había descargado lo suficiente. Necesitaba sacar todo lo que tuviera adentro. Todo lo que la frenaba para pronunciar esas pocas palabras, esa frágil confesión. Corrió nuevamente aún más rápido. Dobló la esquina torpemente y siguió corriendo.
Desde chiquita hacía esto. Antes de hacer algo que le producía pánico, corría sin parar el tiempo necesario para encontrar las agallas que le faltaban de nacimiento.
Siguió corriendo, pero no parecía funcionar. Si pensaba en el momento que probablemente debería afrontar mañana en el colegio, se le hacía un nudo en el estómago.
Siguió corriendo, incluso por calles donde no había estado nunca. Dobló otra esquina y frenó bruscamente antes de chocarse con ÉL. Sol no supo que hacer. Él le convidó un mordisco de su alfajor y la invitó a caminar.

1 Ponycomentarios:

L'Enfant Terrible. dijo...

Me encanta la imagen.
El texto lo escribiste vos?.

Archivo